February 10, 2020 by Qonto

¿Qué gastos conlleva hacerse autónomo?

Darse de alta en este régimen implica que todos los meses debemos pagar lo que se conoce como cuota de autónomos, de forma obligatoria e irrefutable, y a esto hay que sumarle otros gastos relacionados al IVA, el IRPF, gestión y otros servicios.

¿Te interesa?

Qonto es la cuenta perfecta para tu negocio.

Abrir cuenta

A todo emprendedor independiente en España le sucede igual: al mismo tiempo en el que se le cruza la idea de montar su propio negocio o pequeña pyme, le surge la gran pregunta: ¿Cuál es el coste de ser autónomo? ¿Qué gastos para hacerse autónomo debo cubrir?

Estas dudas que pueden llegar a preocupar incluso más que el propio hecho de tener un emprendimiento, porque traen consigo una serie de pasos, documentación y papeleo, que es importante aprender a sobrellevar mediante un proceso organizado y efectivo.

Darse de alta en este régimen implica que todos los meses debemos pagar lo que se conoce como cuota de autónomos, de forma obligatoria e irrefutable, y a esto, hay que sumarle otros gastos relacionados al IVA, el IRPF, gestión, y otros servicios que como trabajadores independientes debemos asumir, sumado a los gastos autónomo primer año que por ser primera vez suman algunos adicionales.

Demos un vistazo a la tarifa que debemos cancelar mensualmente y a todo lo que se asume como gastos hacerse autónomo actualmente.

¿Cuál es el coste de ser autónomo?

Quizás tener tu propio emprendimiento sin jefes y horarios estructurados pueda tener sus ventajas, pero no significa que estemos exentos de aludir ciertas responsabilidades. Por ejemplo, así como a los trabajadores por bajo contrato se les deduce una cantidad de su suelo que va a la Seguridad Social, de igual manera si eres autónomo debes realizar este pago, solo que de forma directa mediante una domiciliación bancaria.

Por otra parte, cuando te das de alta bajo este régimen fiscal empiezas a pagar tu tarifa desde el primer día, pero es importante que sepas que cada cuota podría variar, es decir, lo que paga cada profesional depende de diversos factores como la actividad económica que se ejerce, los ingresos, entre otras que hay que estudiar y analizar:

  • Coste fijo: el coste de ser autonomo es de 283,3 euros; es decir, esta es de la cantidad de la cual debes despedirte cada mes, con ciertas excepciones, como por ejemplo, si eliges la base de cotización mínima.
  • Tarifa plana: pagando la tarifa plana, tendréis que soltar 60 euros los 12 primeros meses, y tener en cuenta que esta cifra va en aumento progresivo después de esta fecha. Entre un año y año y medio ya sumará 141,65 euros, y 198,31 del año y medio a los dos años.
  • Otros casos: también hay variantes en el caso de que seas mujer menor de 35 años u hombre menor de 30, y al tratarse de un autónomo sin bonificaciones, tu pago sin excepción alguna debe ser el de 283,3 euros.

Los autónomos societarios pagan más

En este caso, se aumentó la base mínima a 363,23 euros, con lo cual, estos profesionales independientes en sociedad o con un número de al menos 10 empleados, deben pagar esta tarifa.

Estos datos nos arrojan una media muy básica de cuánto pagas por ser autónomo aunque no es todo. Si te das de alta hoy y decides dar pie a la tarifa plana, ya debes dar por hecho que los gastos autónomo primer año que tendrás seria de un mínimo fijo de 1189,86 euros.

Los impuestos que persiguen al autónomo

El IVA

Aunque existen diferentes tipos, el más común o general es de 21 %, y es una cifra que debes pagar cada tres meses al Gobierno por los productos que has vendido o generado a través de tu actividad laboral.

Algo que podríamos catalogar como favorable es que este importe no es considerado un gasto como tal, porque ha de suponerse que a cada uno de los servicios del profesional autónomo se le incluye este impuesto, lo que significa que cada tres meses le devuelve al gobierno lo que fue destinado para tal fin.

La diferencia con el IRPF

Este tipo de impuestos funciona diferente al IVA, aun cuando deben liquidarse de la misma manera, es decir, cada tres meses. Calcular este impuesto bajo la modalidad de estimación directa implica dedicar el 20 % de la diferencia entre los ingresos obtenidos y los gastos deducibles.

En cuanto a la estimación objetiva el pago trimestral se hace a través del modelo 131 y la cuota a pagar está sujeta al tipo de actividad, si hay trabajadores a cargo o no, entre otros aspectos.

Otros gastos hacerse autónomo que hay que tener en cuenta

 A pesar de que este tipo de gastos son la base primaria de lo que todo trabajador bajo este régimen debe deducir, no es el único egreso que asume. Entre los gastos para hacerse autónomo también hay que considerar otros gastos propios de esta condición laboral; por ejemplo:

  • La gestión: muy pocos autónomos realizan su propia gestión porque ciertamente, lo ideal es dejar esto en manos de especialistas que se encarguen de todo, y así quitarnos ese "peso de encima". La asesoría y el trabajo que esto amerita genera un gasto para cualquier profesional.
  • Local: otro coste de ser autónomo es que, si el servicio lo amerita, hay que tomar en cuenta la necesidad de tener un lugar físico (local, tienda, etc.) y esto indudablemente genera un gasto importante a considerar.
  • Gastos básicos de telefonía e internet: en el caso de que seas un autónomo que trabaje desde casa, estos gastos han pasado a ser fijos para todo trabajador independiente y se pueden deducir, siempre y cuando sean de uso exclusivo empresarial.
  • Vehículo: deducir gastos de vehículo es bastante complicado, sin embargo, muchos repartidores o comerciantes pueden demostrar que se trata de uso exclusivo del negocio.
  • Empleados: en algunas ocasiones no podréis realizar todo el trabajo solo, con lo cual deberás contratar más empleados o subcontratar otro autónomo. Estos son casos que podrían suponer bonificaciones.

Estas, son algunas estimaciones de cuánto pagas por ser autónomo. Es importante estar informado, llevar una buena gestión y organización de los trámites administrativos, y sobre todo atento ante las fechas, cifras y cuentas necesarias para cumplir cabalmente con esta responsabilidad.

Qonto, la cuenta corriente ideal para los autónomos

El plan Solo de la cuenta para empresas Qonto es perfecto para simplificar la gestión financiera de los trabajadores autónomos.

Abrir cuenta Qonto